Socialismo o Barbarie de Honduras

Declaración de la Izquierda Revolucionaria

¡Fuera JOH y su régimen corrupto y criminal!

Por una verdadera y real independencia política, económica y social, por la independencia absoluta de la clase obrero campesina hondureña y centroamericana

Los enormes esfuerzos de los Coquimbos por conquistar una Patria Grande, fuerte e independiente fueron frenados y derrotados, culminando con la muerte de su máxima expresión, Francisco Morazán, fusilado precisamente el 15 de Septiembre de 1842, 21 años después de la Declaración de Independencia Centroamericana.

Derrotados los impulsores de ese proyecto Morazanista, Centroamérica, dividida en cinco parcelas, fueron víctimas de las agresiones económicas, militares y políticas de la Rubia Albión (Imperio Inglés) y del Tío Sam (Imperialismo Yanqui), con la complicidad que existe hasta la actualidad de los traidores (las burguesías parasitarias) de sus respectivos pueblos, quienes defienden sus privilegios, sometiendo a las clases subalternas a la miseria total.

Ahora, y como de costumbre, los gobiernos, representantes de la burguesía de cada país de las antiguas Provincias de la Capitanía General de Guatemala, se aprestan a conmemorar un aniversario más de una supuesta independencia que en realidad no existe, puesto que nuestras naciones ni son libres, ni soberanas ni independientes.

Las principales manifestaciones de la absoluta dependencia de Honduras de los intereses imperialistas son entre otras, la presencia permanente de los agentes financieros del Fondo Monetario Internacional, controlando la ejecución del último Programa de Ajuste Económico Neoliberal, firmado por JOH que busca definitivamente la destrucción de las organizaciones sindicales del sector público y la quiebra de las empresas estatales del país. La más reciente acción del régimen dictatorial y sus funciones es el escandaloso saqueo por montos arriba de 7,000 millones de Lempiras y la muerte por falta de atención médico-hospitalaria de más de 2,800 trabajadores y trabajadoras afiliadas a esa institución del Estado, que han provocado la total indignación y movilización de amplios sectores de la población hondureña contra la corrupción y la impunidad que predominan en el régimen de Juan Orlando Hernández.  

Asimismo, asistimos a una fase de desarrollo del capitalismo, cuya fuente principal de acumulación lo constituyen la minería a cielo abierto y otras formas de explotación de nuestros recursos naturales, que está destruyendo los bosques, las fuentes de agua y la vida animal y vegetal, generando más pobreza y miseria para la población rural de nuestro país.

En los ámbitos y político militar, son innumerables los actos de injerencia imperialista en los asuntos internos de nuestro país como parte de la política de Barack Obama, que van desde el equipamiento, adiestramiento y utilización de las Fuerzas Armadas de Honduras como un brazo del Ejército y la Marina de Estados Unidos, en operaciones conjuntas en el Mar Caribe bajo las órdenes del Comando Sur, y operaciones encubiertas que violentan la Soberanía del Estado Hondureño.

La presencia de importantes voceros del Departamento de Estado como Thomas Shannon y el Vice-Presidente de Estados Unidos Joseph Biden en Centro América para promover el Plan de dominación llamado "Alianza para la Prosperidad", un Plan Colombia para el Triángulo Norte demuestra una vez más, la naturaleza imperialista del régimen de Barack Obama y el vulgar sometimiento de los gobiernos lacayos centroamericanos a los intereses hegemónicos de Estados Unidos en la Región.

A fin de responder a la solución de las necesidades inmediatas y perentorias; pero sabiendo que la solución no puede ser coyuntural solamente, insistimos en nuestra propuesta estratégica a través de la movilización permanente, con democracia interna e independiente de clase, construyendo un instrumento político de los y las trabajadoras, a fin de construir el poder popular que conquiste de manera definitiva las condiciones para una autentica independencia política y económica de la clase obrera y campesina y del pueblo hondureño en general.

Consideramos que bajo dirección del actual Gobierno en manos de JOH, ni cualquier dialogo que convoque, ni siquiera bajo los auspicios de la OEA y la ONU, representan la solución definitiva a la profunda crisis política y a las necesidades de la clase obrero- campesina y de todos los sectores populares del país.

Nuestra total y absoluta Independencia no se podrá lograr mediante reformas burguesas, sino mediante la Refundación de una Nueva Patria a través de cambios revolucionarios, partiendo de las conquistas inmediatas como empleo, salarios dignos, educación, salud y seguridad; aspiraciones posibles solamente con la democracia directa y en donde los y las trabajadoras decidamos nuestra libre participación.

La salida de JOH del poder es una condición más que indispensable para iniciar el cambio que todos los sectores explotados y oprimidos exigimos, que nos conduzca a la conquista del poder político real, que nos permita profundizar la democracia obrero-campesina y popular para realizar los cambios desde la base que decidamos los (las) trabajadores(as) y todo nuestro pueblo.

¡¡FUERA JOH Y SU REGIMEN CORRUPTO Y CRIMINAL!!

¡¡POR UNA VERDADERA Y REAL INDEPENDENCIA ECONOMICA, POLITICA Y SOCIAL!! ¡¡POR LA INDEPENDENCIA ABSOLUTA DE LA CLASE OBRERO-CAMPESINA HONDUREÑA Y CENTROAMERICANA!!

IZQUIERDA REVOLUCIONARIA

Tegucigalpa, MDC. 15 de Septiembre de 2015.

Nuestra Prensa

Tinta Roja 06 - Abril 2016

La Chispa

La Chispa 01 - Marzo 2016

Facebook